The Interview (2014)

Ha pasado lo que creía que no iba a pasar. Suelo ser atípico para el cine de este tipo, ya que no suelo encontrarle la gracia y reírme con lo que creo vienen riéndose el resto. Puede ser debido a un humor más escondido, que se refleja cuando le da la gana, o por lo negro de él. Luego, resulta, se ríe uno de lo menos esperado o de cualquier cosa absurda. También puede ser, pudiera que en este caso valiera como principal punto del por qué, no conocer a ciertos actores/guionistas de películas como The Interview (2014), Juerga hasta el fin (2013), Supersalidos (2007)… y para nada familiarizar con ellos y su humor. Fuera esta una idea. Pero mira qué cosas, que con La entrevista, todo ha salido de forma inesperada. Haya valido o no la polémica montada -o estrategia más bien- a la hora de su estreno y lo sucedido días posteriores, la película ya está dando vueltas y consiguiendo récords y risas para guardar en una cesta. Risas con muchas de sus secuencias, gags y momentos épicos de un James Franco sublime y un Seth Rogen más moderado, pero muy bien también.

image

La película, ¡ojo!, cuenta como Dave Skylark (James Franco), guapo y carismático, y su productor, Aaron Rapoport (Seth Rogen), ambicioso y a su vez inocente, dirigen un programa de TV sensacionalista sobre famosos llamado “Skylark Tonight”. Todo va sobre ruedas en el talk-show de mayor éxito de los Estados Unidos. A nuestros principales protagonistas la vida y trabajo les funciona de maravilla hasta que un día, el líder Norcoreano, Kim Jong-un, fan del programa, quiere hacer una entrevista con ellos. Para ello, la CIA reclutará y preparán a nuestros protagonistas para que realicen una peligrosa misión: matar a Kim Jong-un. En un abrir y cerrar de ojos, presentador y productor se verán envueltos en una trama que nada tiene que ver con su cometido.

the interview 2

La película transcurre la mayor parte del metraje en tierras coreanas, y allí, la cuantía total prácticamente, de un chorro de chistes y situaciones rocambolescas donde Franco y Rogen, se desenvuelven de manera increíble, haciendo que el espectador se ría segundo tras segundo. En la bienvenida, en la preparación del crimen, en la gran amistad que nace entre Dave y Jong-un, en la entrevista y en el desenlace de la misma. Directores y guionistas no reparan en absolutamente nada, tirando por el camino de en medio, sin tabúes, pelos en la lengua y metiendo el dedo bien adentro en toda pupa o yaga que se les ocurre. Y ha todo esto, unas preguntas. ¿No es lo suficiente y políticamente incorrecta esta obra? ¿Buscaban despertar al mundo creando la mofa mas grande ante un líder que tiene preocupados a gran parte del planeta? Yo, personalmente, me he quedado con lo ofrecido, que es a lo que iba. Un entrenamiento más nada desperdiciado, con momentos cool y a los días todo igual.

Sin ser nada del otro mundo, esta entrevista merece su oportunidad por el entreteniemiento y sarcasmo que ofrece, por unas buenas interpretaciones y lo exagerado de algunas situaciones… hayan conseguido o no su propósito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Seguridad *