Bubble (2005)

Bubble

País: Usa

Duración: 73 min

Director: Steven Soderberg

Guión: Coleman Hough

Reparto: Debbie Doebereiner, Omar Cowan, Dustin James Ashley

 

 

 

 

 

Narra la historia de tres personajes que trabajan en una fabrica de juguetes. Dos son amigos desde un principio, una mujer cincuentona y un veinteañero y una tercera, que rondará la edad este segundo, pero con una vida más truncada, difícil y alterada, que el joven protagonista. Su historia transcurre en la América profunda (West Virginia) en una zona bastante pobre, donde la gente vive en caravanas y apenas se ve a nadie caminando por las calles.

La gente hecha al cine indie podrá imaginarse un poco esas secuencias donde predomina el silencio, personajes un poco (sólo un poco) rarillos y esos paisajes donde la noche se come al día rápidamente, porque no hay nada o mucho que mostrar, pero depende de lo que cada uno vea o pueda ver o entender. Y otras, en las que el sol quema nuestras pantallas mientras suenan unos cortos pero perfectos acordes de guitarra, única banda sonora de este film en concreto, genial.

En Bubble -una historia muy simple- Steven consigue poco a poco meterte de lleno en las rutinarias y opacas vidas de sus personajes. Su transcurso será lento y sin relevancia alguna, pero me reitero, cada uno verá una cosa distinta. Bubble no gustará a muchos, ya que el experimento de Soderberg es algo flojo. Pero tiene su puntillo con una tranquila y pequeña sorpresa en…

Steven Soderberg, más que consagrado dentro del cine independiente y el de mainstream (sabe hacerlo de maravilla) tiene tiempo para contarnos historias mínimas, sencillas, de pocos, poquísimos días de rodaje, escenarios repetidos una y otra vez, actores y actrices totalmente desconocidos/as y siempre con un resultado más que notable, pero también, esto dependerá del gusto del consumidor. Al igual que cuando se pone con sus grandes producciones se rodea de lo mejor de lo mejor en lo que a actores/actrices se refiere, para luego obtener “x” resultados. Pero amigos/as, es innegable seguir viendo a un director con una técnica tras la cámara magnánima. Como cuando decide de montar, fotografiar (bajo pseudónimo) y editar sus propios trabajos. Para mí, uno de los directores del Siglo 21.

Otra información

ΨÐ

Imdb

Trailer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Seguridad *